sábado, 25 de febrero de 2012

TRADEAR CON UN BAJO GRADO DE ANSIEDAD

Cuando realizamos trading, debemos estar desprovistos de toda emoción para que estas no interfieran en las decisiones que hemos de adoptar. Persanalmente, la ansiedad, es la emoción que más me afecta y creo que es la que más puede afectar a todos los que realizan trading hasta el punto de, en algunas ocasiones, quitarnos el sueño, todo debido a que no hemos aprendido a desconectar. 

Encontré un artículo en WikiHou que me ha parecido muy interesante reproducir
aquí para ayudarnos a vencer esta emoción, al que he añadido cuestiones que me parecen adecuadas y especificas para el trading. La definición también me parece apropiada.

La ansiedad es el estado de activación o agitación exagerada que aparece en el individuo como reacción ante acontecimientos externos o asociado a sentimientos y pensamientos del propio individuo. La ansiedad es un tipo de miedo irracional no justificado. Es un mecanismo de defensa activado por nuestro organismo ante estímulos internos (pensamientos) o externos (situaciones) que amenazan la supervivencia del individuo. La existencia de la ansiedad puede contribuir al desarrollo de enfermedades psicosomáticas (causadas por la mente), las cuales se pueden volver crónicas y pueden complicarse o transformarse en diferentes padecimientos. Por tal motivo los pasos a seguir para el tratamiento de la ansiedad requieren de mucha paciencia.

¿Que podemos hacer para bajar el grado de ansiedad a su mínima expresión?
Enumero los pasos sacados algunos de la lectura mencionada y otros añadidos por mi, que nos ayudarán a controlar esta emoción y así bajar nuestro grado de ansiedad:

  1. Piensa que las situaciones ideales no existen. El trading puede ser una actividad gratificante, pero eso no significa que estemos libres de pasar por malas operaciones. Sienteté feliz si el conjunto de tus operaciones aumentan tu cuenta y busca una solución para disminuir tus fallos.
  2. Lo que ya ha ocurrido no lo podemos cambiar. Pero analiza la situación en la que te encuentras y piensa en las respuestas que te darías a las siguientes preguntas: ¿si tu problema tiene solución, por que preocuparte? y si no la tiene ¿para que ocuparte?
  3. Las situaciones cotidianas son las que nos crean ansiedad. Una vez terminado el trabajo necesario para realizar nuestro trading, hemos de olvidarnos completamente de el y ocupar nuestro tiempo y nuestra mente en otras actividades que nos sean placenteras. Hay que desconectar.
  4. Mantén una actitud positiva. Afronta cualquier situación con serenidad, piensa que todo tiene su razón de ser, y es consecuencia de algo que a lo mejor no hicimos bien. La clave es buscar la solución a los fallos.
  5. Con cabeza fría se piensa mejor.Puede ser inevitable darle mil vueltas a un asunto, pero por más vueltas que se den no se solucionarán solas. Relajate, distraeté unos momentos y piensa en varias opciones para solucionar los errores y retomar la senda adecuada.
  6. El riesgo de nuestra actividad, debe ser siempre asumible. Esto supone que, en el peor de los casos, cualquier cosa que pueda ocurrir no debe contribuir de manera importante a empeorar nuestro estado, de forma que, aún ocurriendo lo peor, siempre podamos reconducir la situación. Esto nos dará mucha tranquilidad.
  7. Para practicar el swing trading, no es necesario estar continuamente pendiente de los precios, evitemos el estar continuamente mirando nuestra cuenta. Una buena praxis es dedicar a nuestro sistema el tiempo estrictamente necesario al cierre de los mercados y no volver al mismo hasta el día siguiente.
  8. Asumir las pérdidas sin hacer de ello una tragedia y considerarlas como parte de nuestro negocio. Esto no quiere decir que bajemos la guardia, pero es necesario tener una actitud positiva y constructiva frente a los fallos. Si hacemos las cosas bien, debemos pensar que en otras ocasiones vendrán los aciertos.
  9. No dejarse influir en exceso por los analistas. Seguir siempre nuestro propio criterio nos evitará sufrir por opiniones ajenas. Ya tenemos grado suficiente de sufrimiento con nuestros propios errores.
  10. Tener afán de superación personal y profesional sin convertirlo en una obsesión. Si nuestro sistema va mal, podemos mejorarlo. Si no va del todo bien, podemos mejorarlo, si va bien, puede ir mejor y si va muy bien tenemos que dar gracias por ello.
Realizamos trading para crecer, personal, profesional y economicamente y no debemos permitir que esta actividad nos corcoma destruyendonos un poquito cada día, sino, contrariamente, nos debe procurar bienestar a nosotros mismos y a los que nos rodean. Sobre todo a los que queremos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario